Con paciencia y saliva todo entra

catecismos

Catecismos do Brasil (Carlos Zefiro). El Nadir, 2016. Rústica, 160 págs. Blanco y fucsia, 14 €

El sexo vende, eso no es nada bueno, pero que sucede cuando esta máxima sigue funcionando pero el sistema impide que circulen contenidos en los que el acto sexual sea el leit motiv de los mismos. Simplemente el subsistema se pone en acción, los microsistema se adaptan mucho más rápido a las sociedades cambiantes que los macrosistemas y los brasileños durante la dictadura no iba a ser menos. Los catecismos que se publicaban en el país sudamericano de manera clandestina, quizá, por la actitud represiva de los gobernantes estas publicaciones iban mucho más allá de la gran mayoría de relatos de este tipo.

En Catecismos do Brasil se recopilan cuatro relatos de Carlos Zéfiro, el más prolífico y posiblemente el mejor autor de este tipo de cuentos entre la década de los cincuenta y los setenta. Estas tienen como nexo, como no, el sexo desbocado, salvaje, pero no exento de amor y deseo. No se trata tanto de pornografía en la que el acto viene rodeado de una trama mínima, que también tiene parte de eso, sino que el matiz afectivo está siempre presente, aunque solo sirva como excusa para la representación del coito. Aunque quizás solo sea por la mostración de los hechos narrados estos van un poco más allá del sexo heterosexual convencional, en estas páginas podemos encontrar homosexualidad, sexo anal con mujeres incluso bestialismo. Lo segundo como un remedo de la mentalidad puritana y que busca remediar los ardores internos preservando la virginidad de la mujer hasta cierto punto.

Esa idea de transgresión se apoya en otro aspecto que se construye a modo de diferenciación de las Biblias de Tijuana, con las que los catecismos siempre han sido comparadas. En sus “homologas” estadounidenses los personajes protagonistas eran ni más ni menos que personajes públicos, principalmente actores, que nos desvelaban sus más íntimos deseos. En estos catecismos nos encontramos con perfiles universales a través de los cuales el público empatiza de manera más focalizada con lo que lee. Aunque el principal activo es la descripción física de la mujer, la actitud de estas constituye un valor en alza en estos aspectos. Si por un lado tienen un pequeño punto de recatadas en cuanto descubren su sexualidad se destapan por completo.

aventurasdejoaocavalo-10

En este volumen nos encontramos con cuatro historietas prototípicas que definen no solo el estilo de Zéfiro sino también el argumentario utilizado por este tipo de relatos. En la primera se reescribe la historia de Adan y Eva, también el motivo por el que fueron expulsados. El segundo relato “Frutos prohibidos” nos habla de una mujer sexualmente hiperactiva que no se contenta con tener un marido y un amante sino que también juega con su perro; en “Titia” se nos narra el proceso de conocimiento sexual de una chica a lo largo de un verano en el que llega a explorar su cuerpo y el de su acompañante. Pero es en las “Aventuras de Joao Cavalo” donde se pueden observar aquellos matices por los cuales estos textos pudieron tener tanto éxito; en este caso el protagonista es un tipo de la calle sin estudios que solo piensa en tener sexo, pero que tiene un miembro de unas dimensiones tales que todas las mujeres lo rechazan. En su cruzada por penetrar no dejará a salvo a ningún ser vivo que tenga algo parecido a un agujero.

En Catecismos do Brasil nos encontramos, en definitiva, una pequeña pieza de arqueología en los tiempos de la pornografía digital. En estos textos es tan interesante las estéticas utilizada como las minitramas causales que dan pie a las aventuras sexuales de los personajes. Tiene cierto encanto como estas historias permanecieron más de 20 años siendo una lectura, de una mano, recurrente entre los brasileños y que nunca dejaran de perder popularidad a pesar de la poca calidad del papel y de lo repetitivo de las tramas. Sin embargo, nos llega a nosotros como algo kistch representativo de la cultura popular de un país en un momento muy determinado de su historia. Muy recomendable para aquellos que quieran indagar sobre la historia del cómic, la sexualidad o para aquellos que quieran recordar sus tiempos mozos.

@Mr_Miquelpg

@lectorbicefalo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s