Spain is Pain #264: A Dios rogando y con los superpoderes dando.

angeles1

Los ángeles de María (Roberto Bartual y Julián Almazan) Zas! Cómics, 2016. Rústica, 76 págs. Color, 9,99€

Religión y conspiranoia  han ido casi siempre de la mano. La creencia y la fe suelen tener huecos que alimentan, tanto a favor como en contra, cualquier tipo de especulación sobre la construcción de cualquier mitología religiosa. A eso hay que sumarle la necesidad actual por parte de un amplio sector de los creyentes de revitalizar la fe en la actualidad: revisión y recuperación de tradiciones, procesiones, milagros, eventos para la juventud, visitas del Papa, etc. En esencia es algo casi necesario para la pervivencia de cualquier creencia. Pero retomando la idea inicial y retomando la idea de lo pop en la religión, esto es milagros en los que intervienen personas de clase trabajadora con poca relación con el clero, provocando una mayor expansión de la fe y una popularización de la misma sin indagar en lo que supone ser creyente.

Esa es, en principio, la pauta discursiva que recorre Los ángeles de María. Para ello los autores navegan por uno de los principios que más creyentes ha movilizado durante el siglo XX: los milagros. Este concretamente tiene lugar en España en la década de los ochenta, cuando este país todavía estaba arrastrando el lastre de cuarenta años de dictadura y se empiezan a avistar posibilidades de cambio, por muy pequeñas que fuesen. En el pueblo madrileño de Morata de Tajuña tres niños, Casimiro, Sergio y Fátima, avistan a la virgen y esta les dota de poderes sobrehumanos. Para investigar llega el padre Pilón que al no poder demostrar que es un fraude forma un grupo de “metahumanos” católicos que se dedicarán a recuperar reliquias de la fe.

angeles2

El relato evidentemente circula por los acantilados de la parodia. No tanto de la religión sino de la comprensión popular de la misma. Para ello no se queda en los márgenes del comic como medio. Los autores echan mano de otros discursos para redondear la comprensión no solo del contexto social del momento sino también del peso de la iconografía social de la religión. Para ello echa mano desde un primer momento de un metadiscurso, empezando por el prólogo de Jiménez del Oso, una noticia del ABC que data de abril de 1986 representando la religión oficial, publicidad sobre cursos CCC que ahondan en la desigualdad de género, Informes del padre Pilón para la Conferencia episcopal, un fragmento de un libro “escrito por Enid Blyton”, etc. Un reflejo que intenta mostrar la cruda verdad que se encuentra tras la sociedad inocente del momento.

Lo gracioso del concepto no es solo la formación de un grupo de superhéroes católico, sino todo lo que se destapa detrás. La crueldad de una nación en la que todo el mundo sabe que le pasa si se sale de la línea. La metadiscursividad le da un entorno a un relato breve expandiendo el universo del mismo. Los ángeles de María, guarda en su interior mucha mala leche, la justa y necesaria para abordar un relato que en ningún momento trata de ser ni buenista, ni destructivo y que tiene la virtud de mantenerse en un término medio pero dejando perlitas para el lector.

@Mr_Miquelpg

@lectorbicefalo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s