Spain is Pain #248: pragmática vs. teoría.

cristal1

El cristal imposible (Anabel Colazo) DeHavilland, 2015. Rústica, 48 págs. B/N, 11 €

El cuento y las formas del cuento pueden ser de lo más perverso. De hecho creo que los cuentos deben serlo, sobre todo hoy día. La sociedad occidental ha hecho que estos pierdan esa función aleccionadora que tenían en el pasado convirtiéndolos en versiones softcore de lo que deberían ser. Porque una cosa es la forma del relatos, la estética, los giros, el tratamiento de personajes y otra el fondo que debe esconder lecturas, más o menos moralistas sobre la vida, los cuentos o la construcción de los mismo se basan en la doble articulación del relato.

En El cristal imposible Anabel Colazo juega a disfrazar un pequeño cuento, en principio amable, sobre el descubrimiento personal a través de los elementos que rodean al protagonista, en un relato cruel sobre las diferentes percepciones de la vida. Quim es un joven que se dedica a documentar todo lo que ve en el bosque, desde rocas a flores pasando por insectos u otro tipo de animales. Hasta que en un determinado se encuentra algo parecido a un mineral, el cual le es imposible de catalogar, el carácter pragmático del muchacho impregnado por el cognitivismo le impide desglosar las características de su hallazgo.

cristal2

Quim decide buscar otro punto de vista ya que la mera observación no le permite obtener un conocimiento pleno sobre se dirige a un mago, un animista, que busca el conocimiento a través del contacto directo con el objeto en cuestión, con ese cristal imposible. Ambas formas de conexión con el universo son incapaces de conectar con el nuevo elemento, por lo que este animista disfrazado de mago, disfrazado de alquimista, recurre a Azul, una teórica pura, que busca comprender el mundo a través del estudio. El cristal imposible es una creación inconsciente de ella, tiene la capacidad de concebirla a nivel teórico pero no puede captarla en la realidad.

El cristal Imposible esconde bajo una forma de cuento, que en lo estético bebe de la influencia de Pilarín Bayés, un relato sobre las formas de percepción de la realidad: pragmática, animística y teórica. Se trata de una historia ambiciosa que es como los cuentos deben de ser dulces por fuera y amargos y crudos por dentro. Aquí lejos de establecer un debate sobre nuestra realidad crea un mundo en el que las tres percepciones tienen su espacio preestablecido y en el que el debate gira en torno a un objeto inexistente, aliena el objeto del contexto para que cada uno de nosotros haga su propia lectura. Colazo nos habla de cómo muchas veces las entelequias son entendidas en el ámbito teórico de una manera, pero que cuando se plasman en el mundo de los mortales adquieren formas que quizás seamos incapaces de reconocer.Un título maravilloso que nos obliga a seguir a esta autora de cerca.

@Mr_Miquelpg

@lectorbicefalo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s