Spain is Pain #221: Esperpento

vigilia1

Vigilia (Santi Arcas) Ecc, 2015. Cartoné, 160 págs. Bitono, 16,95€

En Luces de Bohemia Valle-Inclan nos narra las últimas horas de Max Estrella, un poeta venido a menos, que vende su trabajo por poco dinero y que es ninguneado por todo el mundo. En la obra se nos muestra un Madrid oscuro, cínico y absurdo que es incapaz de trascender más allá de esa posición moral. No se trata, evidentemente, de una obra buenista en la representación del pueblo llano ni de la hegemonía dominante. Aquí la cultura oficial es atacada a través de la vida de los otros.

En Vigilia Santi Arcas utiliza la misma estructura, nos narra la historia en la que todo un pueblo es protagonista durante una noche, si bien en Luces de Bohemia el relato estaba protagonizado por un solo individuo que a modo de Ulises iba fondeando por todo Madrid para ofrecernos una panorámica humana de la ciudad, en el trabajo de Arcas se centra más en una vertiente antropológica-social. Se trata de una obra coral con una única misión: representar la idiosincrasia de lo español, de lo que nos ancla como pueblo. Vigilia es un relato muy crítico con la espiritualidad, la superstición, la ignorancia y las costumbres estúpidas, pero también es un relato un tanto cínico, niega el amor y rehuye de los tópicos de los relatos pastorales y lo romántico vinculado al bandolerismo.

Entre los agradecimientos de la obra se menciona a Goya, cuya referencia es innegable en el apartado gráfico, Cela y Berlanga, del último toma las ventajas del relato coral a la hora de representar el espacio socio-geográfico español. Sin embargo, el director de cine dejaba un ápice de esperanza, la gente realmente no era tan mala, sino que lo era en su ignorancia del poder que puede surgir del global de una comunidad. En Vigilia el buenismo se convierte en pura estupidez, la ignorancia reina persiguiendo lo irracional y convirtiéndolo dogma. Tan solo el doctor y el pintor huye de esas dinámicas, uno con la ciencia a sus espaldas y otro con la función de crear significados son capaces de apartarse de todo lo que hace que el pueblo se aliene de los verdaderos intereses.

vigilia 2

Para esbozar dichos aspectos críticos Arcas se vale de múltiples tramas, que poco a poco van confluyendo pero no como un fin en sí mismo sino como un medio para hacer un relato social poliédrico. Todo parte de lo que parece un relato romántico convencional en el que el duque de Sifón y el Marqués de Peñafloja  van detrás de una chica del pueblo: Margarita. La cuestión es que en un arrebato el Marqués decide raptarla para conseguir su amor, para darse cuenta de que ella no es lo que piensa, que solo tiene interés en la posición social y en la riqueza de los pretendientes. El secuestro de la amada, falsamente representado durante siglos como el acto romántico definitivo hace que se desencadenen una serie de acontecimientos destinados a mostrar la estupidez no solo de la clase dirigente, sino también la del pueblo llano. Desde el hombre que sale de la cárcel y quiere vengarse a toda costa sin saber a quién matar ni porque, sin darle sentido al acto, o el grupo de personas que creen que la persona que ha sido chamuscada por un rayo y que creen que es un santo y que más tarde se convierte en una paloma. Grupos de personas buscando que buscan a al marqués, al duque, a la chica, a una cucaracha gigante, los bandoleros que planean una emboscada para matar a su jefe, pasando por el hombre de iglesia que ve pecado en todos los sitios y que al final sucumbe  a los deseos de la carne o el coleccionista de arte que no entiende el significado de la obras que compra.

Porque esa búsqueda es la que garantiza encuentros con otras personas, pero ninguno encontrará la necesidad de ayudar al otro para unir fuerzas y garantizar buenos resultados para llevar a buen puerto la exploración no solo del terreno para encontrar a sus compañeros, sino del alma humana. Pero en el fondo de todo Vigilia es una obra que trabaja con el humor negro, es ahí donde esconde la esa crítica social que al no ponerla en primer plano tampoco la hace vacua, sino plena y consciente. Haciendo de este libro casi un juego de marionetas que no sabemos quién maneja, pero del que nosotros somos los espectadores, en esta ficción, y en el día a día.

@Mr_Miquelpg

@lectorbicefalo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s